Contra las fuerzas del patriarca

 

por Karla Barajas

Cuando la niña estaba pensando en transformarse en un caballero apareció Marín, la guerrera de máscara de plata y cabellos rojo.

—No, no, ¡ya no soy Andrómeda!,  soy Marín hermana de Seiya con poderes tele kinésicos, capaz de crear barreras para que nadie pueda leer mis pensamientos y manipularlos. Victoriosa ganadora en la batalla contra un Caballero de Armadura de Plata, guerrera sororita protectora de Athena dispuesta a derrocar al patriarca—. Corrigió la niña mientras sus adversarios preparaban el ataque.

—¡Dame tu fuerza Pegaso! —gritó el niño a su lado. Y así el juego de los Caballeros del Zodíaco  continuó hasta la madrugada.

 

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.