Confesión para una noche de verano

 

por Jhonner Ramírez

 

Anduvimos muchos años bajo la lluvia, mojados e inconformes como siempre solía ser. En su cálido recuerdo que pasaba en mi mirada permeaba el simple hecho de soñar por encima de lo ineludible, de lo triste y lo bello, de la cinta de su cabello bajo la mañana cristalina. Y las gotas que caían nos dolían como espinazos de lo absurdo, donde se hacía lo que dijera el tiempo y a su manera nos amarraba. El aguacero era evidente y mi mano en la suya producía el calor de las noches de verano que pasamos en el tejado mirando el crepúsculo tardío.

Gotas y más gotas caían sobre la tierra húmeda cuando la besé. Sus labios me recordaron el vivir de los días y sus ojos me encaminaron a una perdición prontamente cercana. Se dio cuenta que la amaba; su silencio fue cómplice a la hora de acercarme. Pasó el vacío cercano de los días cuando no estuve a su lado leyendo el periódico. La horrible melancolía se había apoderado aquella tarde de todo lo bello e inaudito que suele polarizar el paisaje. En mi caso, sin duda alguna, era la etapa del preludio o el apego al mundo circunstancial que me rodeaba. Me perdí en el aroma de sus palabras, ese que con el paso de los lustros me colocaba en una situación verosímil. Andábamos bajo la ciudad casi despierta y sin abrigo como lo hacen los lobos en su estepa. Por extraño que pareciese el tiempo no era el tiempo de los mortales: era un reloj de arena en sentido horizontal quien daba la hora. Le toqué el pómulo derecho, estaba frío y blancuzco. Sonreía a pesar de no abrir los ojos. Dejé una dracma bajo su lengua, cerré la puerta con llave y apagué la luz. Limpié de manera cautelosa el filo de la navaja.

 

 

Mi nombre es Jhonner Ramírez. Tengo 24 años y soy Licenciado en humanidades y lengua castellana. Resido actualmente en Bogotá, Colombia. Dentro de mis intereses se encuentran los textos filosóficos, poesía, microrrelatos y novelas realistas. A finales de diciembre publiqué un libro de cuentos con la ayuda de Ángela Giraldo (editora) titulado “De esto, de aquello, y otros tantos”          

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*